Saltar al contenido

Hum Reprod. 2018 Oct 1;33 (10): 1817-1828

Lazzarino G1, Listorti I2, Muzii L2, Amorini AM1, Longo S1,3, Di Stasio E1, Caruso G4, D'Urso S5, Puglia I6, Pisani G7, Lazzarino G3,5, Tavazzi B1, Bilotta P2.

1.Institute of Biochemistry and Clinical Biochemistry, Catholic University of Rome, and Fondazione Policlinico Universitario A. Gemelli IRCCS, Largo A. Gemelli 8, Rome, Italy.

2.Alma Res Fertility Centre, Centro di Fecondazione Assistita Alma Res, Via Parenzo 12, Rome, Italy.
3.LTA-Biotech srl, Viale Don Orione, 3D, Paternò, Catania, Italy.

4.Oasi Research Institute-IRCCS, Via Conte Ruggero, 73, Troina, Enna, Italy.

5.Department of Biomedical and Biotechnological Sciences, Division of Medical Biochemistry, University of Catania, Viale A. Doria 6, Catania, Italy.

6.Faculty of Biosciences and Agro-Food and Environmental Technologies, University of Teramo, Via R. Balzarini 1, Teramo, Italy.

7.Department of Obstetrics and Gynecology, Azienda Ospedaliera S. Camillo-Forlanini, Cir.ne Gianicolense 87, Rome, Italy.

Resumen
PREGUNTA DE ESTUDIO:
¿La determinación de antioxidantes, compuestos oxidativos / nitrosativos relacionados con el estrés, purinas, pirimidinas y metabolitos relacionados con la energía en el plasma seminal humano es útil para evidenciar biomarcadores relacionados con la infertilidad masculina?

RESUMEN RESPUESTA:
La determinación de 26 metabolitos en plasma seminal permitió evidenciar que 21/26 de ellos son biomarcadores de infertilidad masculina, así como calcular un índice acumulativo, denominado Puntuación Biomarcador, que discrimina completamente a los controles fértiles de pacientes infértiles y diferencia parcialmente a los infértiles sin y con anomalías del espermiograma.

LO QUE SE SABE YA:
Los estudios epidemiológicos indicaron que un factor masculino está involucrado en ~ 50% de los casos de fallo del embarazo, con un porcentaje significativo de varones infértiles sin alteraciones en el espermiograma. Los análisis de laboratorio adicionales de la infertilidad masculina se dedican principalmente solo a las evaluaciones brutas del estrés oxidativo o la capacidad antioxidante total.

DISEÑO DEL ESTUDIO, TAMAÑO, DURACIÓN:
El plasma seminal de 48 controles fértiles y 96 pacientes infértiles (grupo maestro), se recogieron desde septiembre de 2016 hasta febrero de 2018. Un segundo grupo de 44 pacientes infértiles (grupo de validación) se reclutó en un segundo centro independiente de septiembre de 2017 a marzo de 2018. Las muestras se analizaron a ciegas utilizando una "Prueba de Energía Redox" para determinar varios compuestos de bajo peso molecular, con el objetivo de encontrar perfiles metabólicos y biomarcadores relacionados con la infertilidad masculina.

PARTICIPANTES / MATERIALES, CONFIGURACIÓN, MÉTODOS:
En todo el plasma seminal, se analizaron 26 compuestos solubles en agua y grasa (relacionados con defensas antioxidantes, estrés oxidativo / nitrosativo, purina, pirimidina y metabolismo energético) usando métodos de cromatografía líquida de alto rendimiento. Según el espermiograma, los pacientes infértiles de ambos grupos también se clasificaron en normozoospérmicos (N, sin anomalías en el espermiograma) o en el subgrupo, incluidos todos los pacientes con anomalías en el espermograma (oligoastenoteratozoospermia OTA + astenozoospérmico A + teratozoospérmico T + oligozoospérmico O).

PRINCIPALES RESULTADOS Y EL PAPEL DEL AZAR:
En el grupo principal, los resultados indicaron que 21/26 compuestos ensayados en plasma seminal de hombres infértiles fueron significativamente diferentes de los valores correspondientes determinados en controles fértiles. Estos 21 compuestos constituyeron los biomarcadores de infertilidad masculina. Se registraron resultados similares en pacientes del grupo de validación. Usando un índice que acumula las anomalías bioquímicas del plasma seminal (Puntuación de Biomarcador), encontramos que los controles fértiles tenían valores medios de Puntuación de Biomarcador de 2.01 ± 1.42, mientras que los pacientes infértiles del maestro y del grupo de validación tenían valores medios de 12.27 ± 3.15 y de 11.41 ± 4.09, respectivamente (P <0.001 en comparación con los controles). La falta de diferencias estadísticas entre el maestro y los grupos de validación, tanto en los perfiles metabólicos como en los valores de la puntuación de biomarcadores, permitió agrupar a los pacientes en una sola cohorte de varones infértiles. Los valores de Puntuación de Biomarcador mostraron que los controles fértiles y los varones infértiles se agruparon en dos grupos distintos. Los pacientes con infertilidad sin (N, n = 42) o con (ATO + A + T + O, n = 98) anomalías del espermiograma difieren en algunos biomarcadores (ácido ascórbico, holo-trans retinol, α-tocoferol, citidina, uridina, guanina) . Estas diferencias se vieron reforzadas por las frecuencias de distribución y las curvas de probabilidad posteriores de la puntuación de biomarcadores en los tres grupos.

LIMITACIONES, RAZONES DE PRECAUCIÓN:
Los resultados se obtuvieron en un número relativamente limitado de muestras de plasma seminal humano. Utilizando la "Prueba de Energía Redox" fue posible asociar los perfiles metabólicos específicos y los valores de la Puntuación de Biomarcador con los controles fértiles o los varones infértiles. Sin embargo, no fue posible evaluar si las diferentes anomalías del espermiograma están asociadas con perfiles metabólicos específicos y valores de la Puntuación de Biomarcador.

IMPLICACIONES MÁS AMPLIAS DE LOS HALLAZGOS:
La "Prueba de Energía Redox", junto con la Puntuación de Biomarcador que acumula las características bioquímicas del plasma seminal en un único índice, evidencia un conjunto de biomarcadores de bajo peso molecular potencialmente útiles en el manejo de la infertilidad masculina en el laboratorio.

ESTUDIO DE FINANCIACIÓN / COMPETENCIA DE INTERÉS (S):
El estudio fue financiado en parte con becas de investigación de la Universidad de Catania. Ninguno de los autores tiene intereses en conflicto para declarar.

Carlos Balmori Boticario
Urólogo.
Responsable Sección Urología y Medicina Sexual y Reproductiva
IVI Madrid
cbalmori@unidadmedicinasexual.com
www.unidadmedicinasexual.com

HUMAN REPRO
Human Reprod. 2018 Jul 1; 33(7): 1212–1217

Massimo Alfano1,*, Roberto Ferrarese2 , Irene Locatelli1 , Eugenio Ventimiglia1,2, Silvia Ippolito1 , Pierangela Gallina3 , Daniela Cesana3 , Filippo Canducci4 , Luca Pagliardini5 , Paola Viganò5 , Massimo Clementi2 , Manuela Nebuloni6 , Francesco Montorsi1,2, and Andrea Salonia1,2

1 Division of Experimental Oncology/Unit of Urology, URI, IRCCS Ospedale San Raffaele, Via Olgettina 60, Milan 20132, Italy
2 Università Vita-Salute San Raffaele, Via Olgettina 58, Milan 20132, Italy
3 San Raffaele Telethon Institute for Gene Therapy (SR-Tiget), IRCCS, San Raffaele Scientific Institute, Milan 20132, Italy
4 Department of Biotechnology and Life Sciences, Università degli Studi dell’Insubria, Via Dunant 3, Varese 21100, Italy
5 Infertility Unit, Unit of Obstetrics/Gynecology, IRCCS Ospedale San Raffaele, Milan, Italy
6 Pathology Unit, Department of Clinical Sciences, L. Sacco Hospital, Università degli Studi di Milano, Via Giovanni Battista Grassi 74, Milan 20157, Italy

PREGUNTA DE ESTUDIO:
Dado el papel relevante del microambiente extracelular en la regulación de la homeostasis tisular, ¿el microbioma bacteriano testicular (BM) está asociado con la aplasia de células germinales en la azoospermia no obstructiva idiopática (iNOA)?

RESUMEN RESPUESTA:
Se observó un aumento constante de la disbiosis entre los testículos con espermatogénesis normal frente a iNOA con recuperación positiva de espermatozoides e iNOA con aplasia completa de células germinales.

LO QUE SE SABE YA:
Se ha informado que la BM asociada al tejido es un componente de microambiente extracelular biológicamente importante para numerosos hábitats corporales, pero aún no para el testículo humano.

DISEÑO DEL ESTUDIO, TAMAÑO, DURACIÓN:
Estudio transversal, que investiga la BM asociada al tejido en el testículo de (i) cinco hombres con iNOA y recuperación negativa de espermatozoides en la microexposición de extracción de espermatozoides testiculares (microTESE); (ii) cinco hombres con iNOA y recuperación positiva de esperma en microTESE; y (iii) cinco hombres normozoospérmicos en orquiectomía. Cada espécimen testicular se clasificó histológicamente y se analizó en términos de comunidad bacteriana.

PARTICIPANTES / MATERIALES, CONFIGURACIÓN, MÉTODOS:
Se aplicó pirosecuenciación masiva ultra profunda para investigar el microbioma testicular. El metagenoma se analizó utilizando información cuantitativa en ecología microbiana (QIIME). La carga bacteriana asociada a los tejidos se cuantificó mediante PCR digital en gotas.

PRINCIPALES RESULTADOS Y EL PAPEL DEL AZAR:
Los hombres normozoospérmicos mostraron pequeñas cantidades de bacterias en los testículos, con Actinobacteria, Bacteroidetes, Firmicutes Proteobacteria y como dominante, phyla ; Los individuos de iNOA tuvieron mayores cantidades de ADN bacteriano (P = 0.02), asociado con una disminución de la riqueza de taxones debido a la falta de Bacteroidetes y Proteobacteria (P = 2 × 10-5). Las muestras con recuperación negativa de espermatozoides en microTESE mostraron una aplasia completa de células germinales y una disminución adicional en términos de Firmicutes y Clostridia (P <0.05), una ausencia completa de Peptoniphilus asaccharolyticus, pero una mayor cantidad de Actinobacteria.

LIMITACIONES, RAZONES DE PRECAUCIÓN:
El número limitado de muestras analizadas en este estudio preliminar merece una validación externa. El microambiente paraneoplásico podría tener un impacto en la flora bacteriana residencial.

MAYOR IMPLICACIÓN DE LOS HALLAZGOS:
El microambiente testicular humano no es microbiológicamente estéril, contiene bajas cantidades de Actinobacteria, Bacteroidetes, Firmicutes y Proteobacteria. Se asoció una comunidad bacteriana disbiótica con iNOA y completó la aplasia de células germinales. Los hallazgos novedosos sobre BM testicular podrían respaldar futuras terapias de traducción de la infertilidad de factor masculino.

ESTUDIO DE FINANCIACIÓN / COMPETENCIA DE INTERÉS (S):
Este trabajo fue apoyado por fondos gratuitos del URI-Urological Research Institute. Los autores declararon no tener conflicto de intereses.

Carlos Balmori Boticario
Urólogo.
Responsable Sección Urología y Medicina Sexual y Reproductiva
IVI Madrid
cbalmori@unidadmedicinasexual.com
www.unidadmedicinasexual.com

J Sex Med. 2018 15 de septiembre.

Resumen

INTRODUCCIÓN:

La plicatura peneana (PP) para la enfermedad de Peyronie (EP) es una opción de tratamiento establecida para la curvatura leve a moderada, pero existen pocos datos con respecto a su utilidad en las deformidades graves.

OBJETIVO:

Evaluar los resultados a largo plazo entre los hombres sometidos a PP para la EP, y comparar las deformidades peneanas graves y leves/moderadas.

MÉTODOS:
Se realizó una revisión retrospectiva de los pacientes que se sometieron a PP para la EP entre 2009 y 2017. Todos los pacientes se sometieron a plicatura de la túnica múltiple sin degloving. La EP grave se definió como curvatura ≥60 grados o curvatura biplanar ≥35 grados. Se analizaron los datos demográficos de los pacientes y los resultados quirúrgicos. Se administró por teléfono el Cuestionario de EP modificado y el Índice Internacional de Función Eréctil (IIEF) -5.

MEDIDA DE RESULTADO PRINCIPAL:

Los resultados informados por los pacientes a largo plazo se evaluaron a partir de una encuesta modificada que incorpora el cuestionario EP y el IIEF-5.

RESULTADOS:

De 327 pacientes con PP, 102 (31%) respondieron a la encuesta telefónica en una mediana de 59,5 meses (rango intercuartílico 28,3-84) desde la cirugía. Los pacientes se distribuyeron por igual en grupos graves (n = 51) y leves / moderados (n = 51). A pesar de un mayor grado medio de curvatura en pacientes severos en comparación con leves / moderados (71.6 grados vs 37.7 grados, respectivamente, P <.001), la corrección de la curvatura del pene se logró en el 91% de los pacientes, con un cambio promedio de 60.7 grados en casos severos en comparación con 31.4 grados en casos leves / moderados (P <.001). Un número igual de pacientes en grupos severos y leves / moderados reportaron una mejoría de la curvatura peneana (74.5% vs 74.5%, P = 1.0) y función sexual (51.0% vs 49.0%, P = .84). Las mediciones del Cuestionario EP también fueron similares entre pacientes severos y leves / moderados (P> .1), al igual que las tasas de acortamiento subjetivo del pene (62.7% vs 62.7%, P = 1.0) y IIEF-5, ambos preoperatorios (19.5 vs 19.7, P = .9) y post-operatoria (19.4 vs 17.6, respectivamente, P = .15). En la regresión logística multivariante, el empeoramiento de la función sexual se asoció significativamente con el aumento de la edad (odds ratio: 1,07; P = .01) y el preoperatorio IIEF (odds ratio: 1,14, p = 0,02).

IMPLICACIONES CLÍNICAS:

La PP debe considerarse en pacientes con EP con deformidades graves, ya que los resultados son favorables y comparables a aquellos con una curvatura más leve.

FUERZA Y LIMITACIONES:

Este es un estudio novedoso que evalúa los resultados informados por el paciente a largo plazo después de la PP, comparando pacientes con deformidad severa con aquellos con curvatura leve / moderada. El estudio estuvo limitado por el diseño retrospectivo, la tasa de respuesta de encuesta relativamente baja (31%) y la falta de cuestionario de EP postoperatorio validado.

CONCLUSIÓN:

Los resultados a largo plazo informados de la PP para las deformidades de la EP graves son comparables a los casos leves / moderados, lo que respalda la aplicación más amplia de PP más allá de las deformidades más leves.

PALABRAS CLAVE:

Resultados reportados por el paciente; Enfermedad de Peyronie; Plicatura

PMID: 30228083

Comentario editorial: En los últimos años, varios grupos han adoptado un planteamiento más amplio a la hora de usar técnicas de plicatura para el tratamiento de curvas de pene severas, comunicando buena eficacia y seguridad a corto plazo. Sin embargo, existen pocos datos sobre resultados a más largo plazo. Este estudio es el primero en informar sobre los resultados a largo plazo de la utilización de una técnica de plicatura peneana en curvas severas. Según sus autores proporciona una base sólida para el uso de plicaturas en estos pacientes ya que encuentran que son igualmente eficaces independientemente de la gravedad de la curvatura (severa vs leve/moderada), con mejoras similares en la función sexual y la correccion del angulo.

José María Lozano-Blasco
Urólogo. FECSM
Adjunto de las Unidades de Andrología y Neuro-urología
UGC de Urología-Nefrología
HHUU Virgen del Rocío. Sevilla
jmlozanoblasco@gmail.com

J Sex Med. 2018 Sep; 15 (9): 1350-1356.
Shaeer O, Shaeer K.

Resumen

FONDO:

El implante de una prótesis de pene en cuerpos cavernosos con cicatrices es uno de los procedimientos más desafiantes en la cirugía urológica protésica, especialmente después de infección y extrusión de un implante de pene. Se han utilizado varios instrumentos y técnicas para facilitar y hacer más segura la dilatación de los cuerpos cicatrizados en manos expertas. Sin embargo, en algunos casos, el implante no es posible.

OBJETIVO:

Este trabajo presenta el implante transeptal extracorpórea como último recurso en tales casos.

MÉTODOS:

En 39 pacientes con fibrosis corporal extensa, se intenta implante de prótesis peneana. Después del fracaso de las técnicas alternativas, se recurre al implante extracorpóreo en 10 pacientes. El cuerpo esponjoso está identificado y protegido. El bisturí electrico se usa para abrir una ventana longitudinal en 1 cuerpo cavernoso, a través del tabique y en el cuerpo cavernoso contralateral. Un único cilindro de una prótesis semirrígida se inserta a través de la ventana en la base del pene, hasta la mitad. Las 2 extremidades del cilindro se doblan hacia arriba hacia el glande, para adoptar una forma de U. Las extremidades de la U se juntan en el medio del tronco mediante una sutura que pasa a través de los cuerpos cavernoso y el tabique. Las puntas de la U quedan ancladas debajo del glande.

RESULTADOS:

Consecunción de una relación coital aceptable.

RESULTADOS:

El procedimiento permitió una relación coital aceptable en 9 de 10 casos. En 1 caso, se produjo una infección. El reimplantante con el mismo método se realizó 6 meses después, y el implante sobrevivió adecuadamente. No se produjeron perforación, migración ni lesión uretral.

IMPLICACIONES CLÍNICAS:

Esta técnica puede ayudar a salvar casos abandonados con fibrosis corporal, particularmente cuando la experiencia necesaria para técnicas alternativas no está disponible o cuando tales técnicas fallan.

FORTALEZAS Y LIMITACIONES:

La técnica presentada es bastante sencilla y segura. Sin embargo, el número de casos y la duración del seguimiento son limitados.

CONCLUSIÓN:

El implante de prótesis peneana transeptal extracorpórea puede salvar casos con fibrosis corporal severa cuando fallan todas las alternativas.

PALABRAS CLAVE:

Excavación corpórea; Fibrosis Corporal; Implante extracorpóreo; Extrusión de prótesis peneana; Implante de prótesis peneana; Infección de prótesis peneana

PMID: 30057279

Comentario editorial: A pesar del desarrollo de técnicas e instrumental específicos, el implante de una protesis de pene en casos con fibrosis severa de los cuerpos cavernosos puede ser muy complejo y en ocasiones no ser posible. Además el intento puede derivar en complicaciones como perforaciones o lesión uretral. En este articulo se describe una novedosa técnica de implante prótesis peneana transeptal extracorpórea, con la que según sus autores se pueden salvar estos casos extremos, consiguiendo una adecuada rigidez axial, resultado estético, baja probabilidad de complicaciones o migración. Junto con el articulo puede consultarse el video de la cirugía.

José María Lozano-Blasco
Urólogo. FECSM
Adjunto de las Unidades de Andrología y Neuro-urología
UGC de Urología-Nefrología
HHUU Virgen del Rocío. Sevilla
jmlozanoblasco@gmail.com

The Journal of Sexual Medicine-
J Sex Med. 2018 Jul; 15 (7): 1034-1040.
Wallen JJ, Barrera EV, Ge L, Pastuszak AW, Carrion RE, Perito PE, Hakky TS.

Resumen

FONDO:

A lo largo de la última década ha habido un interés creciente en las diferencias biomecánicas entre las prótesis de pene inflables (PPI) y su importancia con respecto a la experiencia del paciente.

OBJETIVO:

Presentar nuestros hallazgos que evalúan las propiedades biomecánicas de los PPI con y sin extensores.

MÉTODOS:

Este es un estudio biomecánico de las 3 PPI más comúnmente utilizadas (AMS CX, AMS LGX y Coloplast Titan) evaluado compresión de columna, deflexión modificada y métodos de flexión en 3 puntos. Las PPI se colocaron quirúrgicamente a 3 cadáveres frescos a través de una técnica infrapúbica mediante un único implantador de gran volumen. Una evaluación biomecánica de las propiedades de cada PPI dentro de la túnica albugínea se evaluó en pruebas ciegas, y los análisis se basaron en los métodos estándar de la industria para la evaluación.

RESULTADOS:

Carga axial máxima; formación de pliegues; rigidez horizontal; y se midió la resistencia a la prueba de flexión de 3 puntos.

RESULTADOS:

Con el inflado máximo, los 3 implantes tuvieron un rendimiento similar. Las diferencias parecen afectarse por las presiones de llenado. De hecho, solo la AMS LGX, a menos del inflado máximo (LTMI) fue incapaz de soportar consistentemente los aproximadamente 0,9 kg (2 lbs) de presión para la prueba de carga de columna que imita la penetración vaginal. La Coloplast Titan mostró una rigidez ligeramente mejor que los dispositivos AMS LGX y CX en pruebas de carga horizontal, y, con la prueba de flexión de 3 puntos, el CX mostró la mejor rigidez en el pene más corto (A). En general, la titán mostró una rigidez ligeramente mejor en el pene más largo (C) y el pene con enfermedad de Peyronie leve (B).

TRADUCCION CLÍNICA:

Los implantes de pene con expansión circunferencial tenían mayor rigidez en las pruebas biomecánicas y deben ser considerado en la decisión de un paciente durante la selección de un implante de pene.

FORTALEZAS Y LIMITACIONES:

Las fortalezas incluyen cegamiento de las pruebas y análisis biomecánicos, procedimientos quirúrgicos realizados por un cirujano altamente experimentado, y que esta es la evaluación "más cercana a" in vivo (dentro de la túnica albugínea) de la función y las propiedades del implante de pene hasta la fecha. Las debilidades son que este estudio se realizó en cadáveres y no en pacientes vivos. También tiene un tamaño de muestra pequeño, incluido el uso de solo 3 cadáveres, y no hubo correlación de rendimiento con la satisfacción del paciente.

CONCLUSIÓN:

Los resultados de este estudio respaldan la conclusión de que todos los dispositivos son capaces de restaurar funcionalmente la capacidad eréctil. Sin embargo, observamos que, en general, las 2 prótesis peneanas que se expandían circunferencialmente mostraban una mayor resistencia en las pruebas biomecánicas en comparación con los dispositivos de expansión longitudinal y circunferencial. Esto debe considerarse como una guía durante la selección del dispositivo para un paciente sometido a prótesis peneana.

PALABRAS CLAVE:

Rigidez axial; Función biomecánica; Disfuncion erectil; Implante inflable de pene;
Enfermedad de Peyronie

PMID: 29960627

Comentario editorial: La elección del tipo de prótesis de pene depende en gran medida de las preferencia del cirujano, existiendo pocos criterios objetivos con los que los pacientes pudieran también participar en dicha selección. En este interesante trabajo se evaluan las propiedades biomecánicas de los implantes más utilizados en cadáveres. Las principales limitaciones que presenta son el bajo número de cadáveres utilizados, el hecho de que los implantes no se colocaron en tejidos vivos y que sus autores no pueden obtener datos sobre la experiencia del paciente, a pesar de ello estos resultados apoyan la existencia de algunas pequeñas diferencias entre los implantes que los cirujanos deben considerar y pueden compartir con sus pacientes a la hora de decidir sobre el tipo de prótesis a colocar.

José María Lozano-Blasco
Urólogo. FECSM
Adjunto de las Unidades de Andrología y Neuro-urología
UGC de Urología-Nefrología
HHUU Virgen del Rocío. Sevilla
jmlozanoblasco@gmail.com

The Journal of Urology
J Urol. 2018 jun; 199 (6): 1600-1606.
Jo JK, Jeong SJ, Oh JJ, Lee SW, Lee S, Hong SK, Byun SS, Lee SE.

Resumen

PROPÓSITO:

No se ha demostrado claramente en la práctica real si la rehabilitación temprana con inhibidores de la fosfodiesterasa tipo 5 que comienza inmediatamente después de la prostatectomía radical mejora la recuperación de la función eréctil más eficazmente que el tratamiento retrasado con el mismo régimen. Realizamos un ensayo aleatorizado prospectivo para identificar esto.

MATERIALES Y MÉTODOS:

Los pacientes con cáncer de próstata y un índice preoperatorio IIEF-5 (índice internacional de función eréctil-5) de 17 o más se asignaron aleatoriamente para recibir sildenafilo 100 mg dos veces por semana durante 3 meses inmediatamente después de la extracción de la sonda vesical como grupo inicial o solo 3 meses después de la prostatectomía radical laparoscópica asistida por robot con preservación nerviosa como el grupo retrasado. El objetivo principal del estudio fue la tasa completa de recuperación de la función eréctil, definida como una puntuación IIEF-5 de 17 o mayor, durante los 12 meses.

RESULTADOS:

De los 120 pacientes asignados al azar, la proporción que alcanzó la recuperación total fue significativamente mayor durante los 12 meses en el grupo inicial que en el grupo retrasado (β = 0,356, p <0,001, ecuación de estimación generalizada). Después de 9 meses de postoperatorio, la proporción de pacientes que lograron una recuperación completa aumentó constantemente a 41.4% a los 12 meses en el grupo temprano, mientras que los pacientes en el grupo retrasado no mostraron mejoría adicional. Por lo tanto, se logró la recuperación total en solo el 17,7% de los pacientes a los 12 meses. Solo el tratamiento temprano con sildenafilo mejoró de forma independiente la recuperación completa a los 12 meses (HR 2,943, p = 0,034).

CONCLUSIONES:

Nuestro ensayo proporciona datos clínicos que sugieren que la rehabilitación temprana con inhibidores de la fosfodiesterasa tipo 5 puede contribuir a la recuperación de la función eréctil después de la prostatectomía radical en el entorno clínico.

PALABRAS CLAVE: disfunción eréctil; pene; inhibidores de fosfodiesterasa 5; prostatectomía; procedimientos quirúrgicos robóticos

PMID: 29307683

Comentario editorial: Aunque el intento de preservación nerviosa mejora la tasa de potencia después de la prostatectomía radical laparoscópica asistida por robot, el procedimiento sigue pudiendo causar neuropraxia, lesión nerviosa y daño vascular temporal o definitivo. Los autores de este trabajo especulan sobre la importancia de preservar las células del tejido eréctil de la hipoxia y la fibrosis por denervación durante el período postoperatorio inicial. Sus hallazgos sugieren que el uso temprano de iPDE5, especialmente comenzando inmediatamente después de la retirada de la sonda, puede preservar la estructura y función endotelial cavernosa y prevenir cambios estructurales del músculo liso durante el período de neuropraxia del nervio cavernoso en comparación su administración tardía.

José María Lozano-Blasco
Urólogo. FECSM
Adjunto de las Unidades de Andrología y Neuro-urología
UGC de Urología-Nefrología
HHUU Virgen del Rocío. Sevilla
jmlozanoblasco@gmail.com

World J Mens Health, May;36(2):132-138.

Nicola Mondaini, Tommaso Cai, Enrico Sarti, Gaia Polloni, Andrea Gavazzi, Duccio Conti,
Andrea Cocci, Maarten Albersen, Gianmartin Cito, Riccardo Bartoletti

Varios centros europeos.

RESUMEN:

OBJETIVO: existen numerosas zonas grises en el campo de la rehabilitación peneana tras prostatectomía radical (PR). La preservación de las dimensiones completas del pene es de considerable importancia para mejorar la adherencia de los pacientes al tratamiento. Presentamos la primera serie de casos de pacientes tratados mediante una PR laparoscópica extraperitoneal con colocación simultánea de una prótesis de pene, de cara a preservar la longitud completa del pene y mejorar la satisfacción del paciente.

MATERIAL Y MÉTODOS: entre junio de 2013 y junio de 2014, 10 pacientes se sometieron a la colocación de una prótesis de pene (AMS InhibiZone®) simultáneamente a la PR. Se evaluaron las visitas al urólogo de los pacientes, cuestionarios y medición objetiva antes de la cirugía, tras el alta hospitalaria, y en los días 21 a 28 del postoperatorio, cada 3 meses durante el primer año y cada 6 meses posteriormente. Los resultados principales evaluados fueron el ratio de tiempo libre de recurrencia bioquímica, la longitud del pene y la calidad de vida.

RESULTADOS: diez pacientes (edad media de 61 años) completaron el tiempo de seguimiento del estudio (mediana, 32.2 meses). No se encontraron diferencias desde la cirugía y a los 2 años en términos de longitud de pene. La puntuación media del Short Form Health Survey de 36 preguntas (SF-36) preoperatoria fue de 97. Los pacientes se encontraban satisfechos con los implantes, y el nivel de satisfacción sexual del la pareja se puntuó en una mediana de 8.La puntuación mediana del SF-36 a los 3 meses de seguimiento era de 99.

CONCLUSIONES: la PR laparoscópica extraperitoneal con implante simultáneo de una prótesis de pene parecer ser una posibilidad interesante a proponer a pacientes motivados para conservar la longitud del pene y mejorar su satisfacción.

PMID:

29623695

COMENTARIO DEL EDITOR:

Ya se había considerado la posibilidad de colocar de forma simultánea una prótesis de pene en el momento de realizar una prostatectomía radical en pacientes que presentaran una disfunción eréctil previa a la cirugía, refractaria al tratamiento, o en el que las características del tumor impidieran preservar las bandeletas, con lo que se aumentara la probabilidad de presentarla tras la cirugía. Este estudio, con un número limitado de casos, viene confirmar que, además, es útil para conservar la longitud del pene, un problema que refieren muchos pacientes que se han sometido a esta cirugía. Sin embargo, creo que hay que seleccionar muy bien los casos, y que el paciente debe ser informado del posible aumento de complicaciones al realizar ambas cirugías simultáneamente (especialmente, la infección).

Borja García Gómez.
Médico Adjunto Unidad de Andrología y Urología Reconstructiva, Servicio de Urología.
Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid.
borjagarciagomez@gmail.com

Andrology 2018 May;6(3):414-419.

A. Ferlin, R. Selice, S. Angelini, M. Di Grazia, N. Caretta, F. Cavalieri, A. Di Mambro and C. Foresta
Unidad de Andrología y Medicina Reproductiva, Departamento de Medicina, Universidad de Padua, Padua, Italia.
Instituto para la Salud Materno-Infantil, IRCCS “Burlo Garofolo”, Trieste, Italia.

RESUMEN:

El síndrome de Klinefelter es una causa frecuente de hipogonadismo, pero pese a que existen cientos de publicaciones sobre distintos aspectos del síndrome de Klinefelter, sólo unos pocos estudios hacen referencia a la disfunción sexual. Concretamente, la testosterona es fundamental para varios aspectos de la respuesta sexual, pero su papel en la sexualidad de los pacientes con Klinefelter es dudosa y ningún estudio ha evaluado la eficacia del tratamiento con testosterona en la función sexual de estos pacientes. Además, el impacto psicológico y de aspectos relacionales en la función sexual de los pacientes con síndrome de Klinefelter está escasamente definido. En este estudio, el objetivo es determinar la presencia y el tipo de disfunción sexual en pacientes con síndrome de Klinefelter; correlacionarlos con los niveles de testosterona y con aspectos psico-sexológicos y relacionales; y evaluar los efectos del tratamiento con testosterona. Estudiamos a 62 pacientes con síndrome de Klinefelter sin mosaicismos no previamente tratados y 60 controles de la misma edad recogiendo datos de los antecedentes médicos, historia psico-sexual, el cuestionario de 15 preguntas del International Index of Erectile Function, una valoración endocrinológica, y una ecografía doppler peneana. Veinticinco pacientes hipogonádicos con síndrome de Klinefelter fueron estudiados tras 6 meses de tratamiento sustitutivo con testosterona. Los sujetos con síndrome de Klinefelter tenían una puntuación reducida en el International Index of Erectile Function de 15 preguntas en cuanto al deseo sexual, satisfacción con la relación sexual, y satisfacción general en comparación con los controles, y esta diferencia estaba significativamente asociada con los niveles de testosterona. Los pacientes con síndrome de Klinefelter tenían también una mayor prevalencia de disfunción eréctil, pero sin relación evidente con los niveles de testosterona. Se encontró una mayor prevalencia de un rango de alteraciones psicológicas en pacientes con síndrome de Klinefelter y disfunción eréctil en comparación con los que no la presentaban. No se encontraron diferencias estadísticamente significativas en la prevalencia de eyaculación precoz y retardada entre los pacientes con síndrome de Klinefelter y los controles. El tratamiento sustitutivo con testosterona mejoró las puntuaciones en cuanto al deseo sexual, la satisfacción con las relaciones sexuales y la satisfacción general, pero no tuvo ningún efecto en la función eréctil. La ecografía doppler peneana resultó normal en todos los pacientes. Este estudio muestra que la disfunción sexual en el síndrome de Klinefelter es multifactorial y relacionada sólo parcialmente al hipogonadismo y muy estrechamente con las alteraciones psicólogicas. La evaluación y la terapia para la disfunción sexual debería realizarse con un enfoque combinado del andrólogo y psicólogo.

PMID:

29453817

COMENTARIO DEL EDITOR:

Es conocido que el síntoma más relacionado con el hipogonadismo y que más rápido aparece cuando éste se presenta es precisamente la disminución del deseo sexual. Este síntoma mejora claramente en los pacientes hipogonádicos con síndrome de Klinefelter, pero no así la función eréctil. En este caso, se trata de un grupo de pacientes relativamente joven con una función eréctil bastante cercana a la normalidad basalmente, con lo que los efectos de la terapia sustitutiva no se han observado en este estudio. Sin embargo, creo que unos niveles de testosterona en niveles normales son necesarios no sólo para evitar o retrasar la aparición la disfunción eréctil en el futuro, sino por otros efectos beneficiosos a largo plazo sobradamente demostrados.

Borja García Gómez.
Médico Adjunto Unidad de Andrología y Urología Reconstructiva, Servicio de Urología.
Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid.
borjagarciagomez@gmail.com

Andrology 2018, 6(4):564-567.

M. Capece, A. Cocci, G. Russo, G. Cito, G. Giubilei, G. Cacciamani, G. Garaffa, M. Falcone, M. Timpano, G. Tasso, F. Sessa, R. Campi, F. Di Maida, T. Cai, G. Morelli, B. Giammusso, P. Verze, A. Palmieri, D. Ralph, V. Mirone and N. Mondaini

Varios centros de Italia y Reino Unido.

RESUMEN:

Le enfermedad de Peyronie (EP) es una patología común que provoca curvatura de pene haciendo difíciles o imposibles las relaciones sexuales. La colagenasa del clostridium histolyticum (CCH) es el primer fármaco aprobado para el tratamiento de la EP y está indicado en pacientes con una placa palpable y una curvatura de al menos 30º. Sin embargo, a día de hoy únicamente se encuentran disponibles en la literatura los resultados de unos poco estudios de un sólo centro, y éste es el primer estudio nacional multicéntrico enfocado en este nuevo tratamiento. En cinco centros italianos, un total de 135 pacientes completaron el tratamiento con tres inyecciones de CCH utilizando el protocolo acortado modificado de Ralph. El protocolo consiste en tres inyecciones intralesionales de CCH (0.9 mg) administradas en intervalos de 4 semanas además de una combinación de estiramiento y modelado domiciliario, y la utilización diaria de un dispositivo de vacío. Se apreció una mejora en el ángulo de curvatura en 128/135 pacientes (94.8%) con una media (rango) de 19.1º (0-40º) o 42.9 (0-67)% desde el estado basal (p<0.001). Hubo también una mejoría significativa en todos los subdominios de los cuestionarios IIEF y PDQ (p<0.001 en todos los subdominios). Este estudio prospectivo multicéntrico confirma que el protocolo de tres inyecciones es suficientemente efectivo para conseguir un buen resultado y disminuir el coste del tratamiento.

PMID: 29733116

COMENTARIO DEL EDITOR:

Interesante trabajo, bien diseñado, prospectivo, multicéntrico, que muestra la validez del conocido como protocolo de Ralph para el tratamiento de la enfermedad de Peyronie con únicamente 3 dosis, añadiendo el uso de un dispositivo de vacío. Se obtienen resultados similares, e incluso ligeramente superiores, a los protocolos clásicos que usan hasta 8 dosis, disminuyendo por tanto los costes del tratamiento, y aumentando así su relación coste-eficacia. Y es que el coste de este tratamiento es una preocupación generalizada tanto en el ámbito público como el privado, por lo que sugiero desde aquí la necesidad de realizar estudios comparativos de coste-eficacia en comparación con otros tratamientos establecidos.

Borja García Gómez.
Médico Adjunto Unidad de Andrología y Urología Reconstructiva, Servicio de Urología.
Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid.
borjagarciagomez@gmail.com

Arch. Esp. Urol. 2018; 71 (6): 543-548

Luís Sepúlveda, Diana Coimbra, Mário Lourenço, Liliana Santos, Catarina Oliveira, Sílvia Coutinho and Manuel Ramos.

Servicio de Urología y Trasplante Renal del Centro Hospitalario Universitario de Coimbra. Servicio de Cirugía Pediátrica del Centro Hospitalario Universitario de Coimbra.

RESUMEN:
OBJETIVO: Presentar y comparar los resultados clínicos después del tratamiento del varicocele mediante cirugía abierta, laparoscópica o embolización, poniendo énfasis en las recurrencias, complicaciones y duración de la cirugía.

MÉTODOS: Dos centros portugueses diferentes recogieron los datos pre y postoperatorios de los pacientes remitidos para tratamiento del varicocele. Durante un periodo de 8 años, 251 casos fueron evaluados retrospectivamente y 161 se incluyeron y posteriormente se dividieron en los grupos relacionados con el procedimiento. Los pacientes mayores de 35 años fueron excluidos. Se realizaron la técnica de Palomo laparoscópica (sin conservación arterial), la cirugía abierta con conservación arterial y la embolización retrograda percutánea. Como medida de resultados se analizaron recurrencia/ persistencia, hidrocele postoperatorio y otras complicaciones. Los pacientes tenían un seguimiento medio de 11,84 meses.

RESULTADOS: En los 72 casos del grupo laparoscópico, en el 7% persistió el varicocele y el 18% desarrollaron hidrocele. De los 41 pacientes sometidos a embolización percutánea retrógrada se identificaron varicoceles recurrentes en el 17% y un 10% presentaron hidrocele postoperatorio. De los pacientes sometidos a cirugía abierta retroperitoneal suprainguinal con preservación arterial, el varicocele recidivó en el 17%, mientras que desarrollaron hidrocele el 6%. La tasa global de éxitos, definida como la ausencia de recurrencia o persistencia del varicocele durante el seguimiento, fue del 87,6%. La comparación del hidrocele reactivo y las tasas de recurrencia con las variables edad, grado de varicocele y tiempo de seguimiento mostraron que ambos parámetros eran estadísticamente dependientes de la duración de la vigilancia postoperatoria (p<0,05).

CONCLUSIONES: La comparación de los 3 grupos no reveló diferencias significativas ni en la recurrencia del varicocele ni en la formación de hidrocele (p>0,05). La comparación de los grupos por pares mostró que la cirugía abierta con conservación arterial podría tener un mayor riesgo de recurrencia/persistencia en comparación con la ligadura masiva laparoscópica de los vasos espermáticos. Por otro lado, el abordaje laparoscópico con ligadura en bloque de los vasos espermáticos puede asociarse con un riesgo mayor de hidrocele secundario. De acuerdo con nuestros datos la embolización del varicocele parece ser ligeramente menos exitosa que la laparoscopia, con una tasa global de complicaciones similar. La mayoría de las recurrencias del varicocele y la aparición de hidrocele postoperatorio se ven en pacientes con más de 12 meses de seguimiento, así que se considera necesario un tiempo apropiado de seguimiento en estos pacientes.

PMID:
29991663

COMENTARIO DEL EDITOR:
Este trabajo analiza los resultados de forma retrospectiva de tres técnicas distintas para el tratamiento del varicocele en una serie de 161 pacientes jóvenes que se sometieron al procedimiento por dolor o molestias, disminución del volumen testicular, o subfertilidad. No se encontraron diferencias significativas ni en cuanto al resultado del procedimiento, ni en cuanto a una complicación habitual como es el hidrocele. Aunque resulta interesante, no incluyen a pacientes tratados mediante varicocelectomía inguinal microquirúrgica, técnica que en los últimos tiempos parece haber demostrado su superioridad en cuanto a las bajas tasas de recurrencia, la mejor preservación arterial y menores tasas de formación de hidrocele.

Borja García Gómez.
Médico Adjunto Unidad de Andrología y Urología Reconstructiva, Servicio de Urología.
Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid.
borjagarciagomez@gmail.com