Saltar al contenido

Arch Esp Urol. 2017; 70(7):662-669.

Adriana Brufman, Laura Colombo, Esteban Streiger y Rocío Pusillico.

Facultad de Ciencias Bioquímicas y Farmacéuticas. Universidad Nacional de Rosario (UNR). Departamento de Bioquímica Clínica UNR. Departamento Microbiología UNR. Servicio Urología. Hospital Escuela Eva Perón. Argentina.

RESUMEN:

OBJETIVO: El propósito de este estudio fue determinar la prevalencia de los diferentes microorganismos aislados del tracto urogenital de hombres infértiles y evaluar si existen diferencias en los parámetros seminales según la presencia o ausencia de infecciones genitales.

MÉTODOS: Se analizaron en forma retrospectiva los parámetros del semen en 280 muestras de hombres infértiles de acuerdo a los criterios de la Organización Mundial de la Salud (OMS 2010). El análisis microbiológico se realizó según modificación del método de Stamey-Meares propuesta por Santoianni et al.

RESULTADOS: Los estudios microbiológicos mostraron ausencia de microorganismos o presencia de colonizantes habituales no jerarquizables en el 67,86% (GRUPO 1) de las muestras, y presencia de al menos un patógeno o patógeno potencial en 32,14% del total (GRUPO 2). No se observaron diferencias significativas en volumen de eyaculado (p=0,353), valor de pH (p=0,801), movilidad (p>0,30), concentración de ácido cítrico (p=0,383) y viscosidad (p=0,948) entre los dos grupos. El recuento relativo de espermatozoides en los pacientes infectados fue significativamente menor que en aquellos que no presentaban patógenos (p=0,05). Se evaluó además el índice de teratozoospermia (IT). Las muestras de pacientes con infección presentaron valores de IT mayores (p<0,0001).

CONCLUSIONES: Un tercio de la población estudiada presentó infecciones genitales. En base a nuestros resultados, consideramos fundamental la realización de un espermocultivo en las primeras etapas del estudio del paciente infértil para contribuir a un adecuado tratamiento de la pareja con fallas reproductivas.

PMID: 28891798

COMENTARIO DEL EDITOR:

Este grupo argentino analiza los resultados hallados en los cultivos de semen de casi 300 pacientes con al menos una alteración en el seminograma y sin signos clínicos de infección, encontrando una presencia de gérmenes potencialmente patógenos en prácticamente la tercera parte de ellos. Postulan así la necesidad de realizar de forma sistemática este test en la evaluación del varón subfértil. Sin embargo, antes de seguir esta recomendación de forma sistemática, convendría evaluar la eficacia de los posibles tratamientos tanto para mejorar los parámetros seminales como en las tasas de embarazo.

Borja García Gómez.

Médico Adjunto Unidad de Urología Reconstructiva, Servicio de Urología.

Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid.

borjagarciagomez@gmail.com

World J Mens Health. 2016 Dec;34(3):165-172.

Jung JH, Kim MH, Kim J, Baik SK, Koh SB, Park HJ, Seo JT.

Varios departamentos de la Facultad de Medicina de Wonju, Universidad de Yonsei, Wonju, Corea del Sur.

Servicio de Urología, Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Pusan, Busan, Corea del Sur.

Servicio de Urología, Hospital General Cheil, Universidad Dankook, Seúl, Corea del Sur.

RESUMEN: El factor masculino está presente en entre el 20 y el 50% de los casos de subfertilidad, y las infecciones del tracto genitourinario pueden tener un papel importante en hasta el 15% de los casos de subfertilidad masculina. La leucocitospermia es un bien conocido indicador de infección o inflamación de las glándulas sexuales masculinas y del tracto genitourinario. Aunque se ha realizado un gran esfuerzo en dilucidar las estrategias terapéuticas definitivas en los varones subfértiles con leucocitospermia, el gold standard sigue sin esclarecerse. Hasta hoy, se han utilizado los antibióticos de amplio espectro y diversos antioxidantes en el tratamiento de la leucocitospermia del varón subfértil para eliminar la infección y reducir los radicales de oxígeno libre producidos en la mitocondria como resultado de la inflamación. La presente revisión revela que los antibióticos pueden mejorar los parámetros seminales, la tasa de resolución de la leucocitospermia, la cura bacteriológica, e incluso la tasa de embarazo, aunque algunos trabajos son discordantes. Los antioxidantes pueden tener también un beneficio clínico en la función espermática como muestran algunos estudios realizados in vitro. De todas formas, los datos son insuficientes para concluir si el tratamiento con antibióticos y antioxidantes en los varones subfértiles con leucocitospermia son efectivos o no. Se necesitan estudios mejor diseñados para definir el mejor tratamiento de esta entidad clínica.

PMID: 28053945

COMENTARIO EDITORIAL: Interesante revisión sistemática, bien realizada desde el punto de vista técnico, sobre una situación clínica relevante en el tratamiento del varón subfértil. Si bien las conclusiones arrojan cierta luz sobre la utilidad de los antibióticos en este escenario, la escasez de los datos disponibles hace necesario el acúmulo de más estudios para establecer de manera definitiva la utilidad de este tratamiento.

Borja García Gómez.

Médico Adjunto Unidad de Andrología, Servicio de Urología.

Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid.

borjagarciagomez@gmail.com

 

Fertil Steril 2017 Mar; 107 (3):589-594

Ohad Shoshany, M.D.,a Nikita Abhyankar, M.D.,a Naem Mufarreh, M.S.,b Garvey Daniel, M.D.,a and Craig Niederberger, M.D.a

a Department of Urology, University of Illinois at Chicago, Chicago; and b Loyola University, Chicago, Illinois

OBJETIVO: Determinar si el cambio en los parámetros espermáticos en los hombres subfértiles hipoandrogénicos tratados con anastrozol está correlacionado con la magnitud del aumento en la proporción de testosterona (T)/ estrógeno en hombres que responden al tratamiento.

DISEÑO: Estudio retrospectivo.

UBICACIÓN: Clínica de fertilidad masculina.

PACIENTE (S): El grupo de estudio consistió en 86 hombres hipoandrogénicos subfértiles con baja relación T / estradiol (E2) (n=78) o una reacción aversiva previa al citrato de clomifeno (n=8).

INTERVENCIÓN (S): Todos los pacientes fueron tratados con 1 mg de anastrozol diariamente, administrado por vía oral.

PRINCIPALES DATOS DEL RESULTADO: Se realizaron análisis hormonales y análisis de semen antes y después del tratamiento. En el análisis hormonal se incluyeron mediciones de T total, E2, globulina ligada a hormonas sexuales, albúmina, FSH y LH, y se calculó T biodisponible. El recuento total de espermatozoides móviles se calculó a partir del análisis de semen.

RESULTADO: En total, el 95,3% de los pacientes presentaron un aumento de T sérico y una disminución de E2 en suero después del tratamiento con anastrozol. La concentración espermática y los recuentos totales de motilidad mejoraron en 18 de 21 hombres oligozoospermicos hipoandrogénicos subfértiles tratados con anastrozol. En éstos la magnitud del aumento total del recuento de móviles se correlacionó significativamente con el cambio en la relación T/E2. No hubo mejoras en los parámetros del semen de los hombres con azoospermia, criptozoospermia, o normozoospermia.

CONCLUSIÓN (ES): Aproximadamente el 95% de los hombres con hipoandrogenismo respondió con mejores parámetros endocrinos, y un subconjunto de hombres oligozoospérmicos (aproximadamente el 25% de todos los pacientes) mostró mejora significativa de los parámetros espermáticos. En ese subconjunto, el aumento de los parámetros de espermáticos, se correlacionó con el cambio en la relación T/E2, que explicaría el efecto fisiológico del tratamiento.

COMENTARIO EDITORIAL: Estamos siempre bastante limitados a la hora de prescribir tratamientos a los pacientes con oligozoospermia debido a su desconocido origen. A la hora de estudiar la infertilidad masculina no debemos obviar la petición de un perfil hormonal en el que se incluya E2. Esta determinación junto con la ratio T/E2 puede ser valiosa a la hora de plantearnos tratamientos como el que se describe en el artículo y mejorar nuestro arsenal terapéutico.

Carlos Balmori Boticario

Urólogo. FECSM

Responsable Sección Urología y Medicina Sexual y Reproductiva

Centros: Hospital Nª Sra. del Rosario. IVI Madrid

cbalmori@unidadmedicinasexual.com

www.unidadmedicinasexual.com

Hum Reprod. 2017 Feb; 32(2):265-271

  1. Jerónimo1, M.B. Baza1,*, I. Río2, M. Vera1, V. Hernando2,3, J. Castilla3,4, C. Rodriguez1, and J. Del Romero1

1Centro Sanitario Sandoval, Instituto de Investigación Sanitaria San Carlos (IdISSC), C/Sandoval 7, 28010 Madrid, Spain

2Centro Nacional de Epidemiología, Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), Madrid, Spain

3CIBER Epidemiología y Salud Pública, Madrid, Spain

4Instituto de Salud Pública de Navarra, IdiSNA, Pamplona, Spain

PREGUNTA DE ESTUDIO: ¿Cómo se comparan los parámetros de semen de hombres infectados con VIH bajo tratamiento antirretroviral con los parámetros seminales de normalidad de la OMS y qué factores están asociados con las diferencias?

RESUMEN RESPUESTA: La calidad del semen en la mayoría de los pacientes infectados por el VIH bajo tratamiento antirretroviral está fuera de los límites de la OMS, pero la desviación es mayor de lo que cabría esperar en una población sana. La exposición al efavirenz tiene una asociación significativa con las alteraciones de la motilidad.

LO QUE SE CONOCE YÁ: La alteración de la motilidad es la alteración espermática más frecuentemente descrita relacionada con la infección por VIH, y recientemente se ha relacionado con el tratamiento con inhibidores no nucleósidos de la transcriptasa inversa, en particular con efavirenz.

DISEÑO DEL ESTUDIO, TAMAÑO, DURACIÓN: Estudio prospectivo de cohorte. Entre marzo de 2002 y diciembre de 2013, 139 hombres infectados por el VIH en tratamiento antirretroviral.

PARTICIPANTES / MATERIALES, AJUSTE, MÉTODOS: Los participantes eran miembros masculinos de parejas serodiscordantes que acudieron a una clínica para infecciones de transmisión sexual (ITS) en Madrid y pidió consejo reproductivo. Los datos sociodemográficos, conductuales y clínicos fueron recogidos. Se midieron: recuento de linfocitos CD4 +, carga viral del VIH, serología / carga viral de los virus de la hepatitis B y C, serología de la sífilis y otras ITS. Los parámetros del semen se evaluaron a través del análisis estándar de espermatozoides y se compararon con la referencia de los valores OMS de 2010. Los factores asociados con el deterioro de los parámetros del semen fueron evaluados por análisis bivariado y multivariante.

PRINCIPALES RESULTADOS Y EL PAPEL DEL AZAR: La mediana de todos los parámetros de semen evaluados estaban dentro de un rango normal, pero en hasta un 19% de los varones VIH positivos, al menos un parámetro de la calidad del semen estaba por debajo del rango normal. Se detectó mediante análisis multivariante una asociación significativa entre el tratamiento con efavirenz y la presencia de alteraciones en la motilidad.

LIMITACIONES, RAZONES DE PRECAUCIÓN: Nuestros resultados no pueden demostrar una relación causal entre la exposición a efavirenz y la alteración de la motilidad. No tenemos un grupo de comparación real ya que la cohorte de la OMS es internacional y puede no reflejar las variaciones locales en las características del semen. Los sujetos que solicitaron consejo reproductivo podrían no ser representativos de los hombres VIH positivos en general.

IMPLICACIONES MÁS AMPLIAS DE LOS RESULTADOS: Dado que el efavirenz sigue siendo ampliamente utilizado en los regímenes terapéuticos actuales puede estar afectando la fertilidad en hombres seropositivos que desean la procreación.

FINANCIAMIENTO DEL ESTUDIO / INTERESES DE COMPETENCIA: No se utilizó financiamiento externo para este estudio. Los autores no tienen ningún conflicto de intereses declarar.

COMENTARIO EDITORIAL: A la hora de valorar las posibles causas de infertilidad en el varón, hay que indagar sobre los tratamientos pasados o actuales del paciente. En el caso de los pacientes seropositivos para VIH, la cronicidad actual de la enfermedad y los tratamientos de lavado de semen, hacen que se planteen la posibilidad de tener hijos. La utilización de los retrovirales, siembra la duda sobre la afectación de la calidad seminal. Traemos este artículo por ser de autores españoles y por determinar que es difícil establecer el nexo causal entre baja calidad seminal y el uso de retrovirales, lo que nos sigue, por tanto, planteando dudas a la hora de hacer recomendaciones terapéuticas en este tipo de pacientes en el campo de la fertilidad.

Carlos Balmori Boticario

Urólogo. FECSM

Responsable Sección Urología y Medicina Sexual y Reproductiva

Centros: Hospital Nª Sra. del Rosario. IVI Madrid

cbalmori@unidadmedicinasexual.com

www.unidadmedicinasexual.com

 

World J Mens Health. 2016 Dec;34(3):209-216. doi: 10.5534/wjmh.2016.34.3.209.

Epub 2016 Dec 22.

Ahangarpour A(1), Oroojan AA(2), Khorsandi L(3), Arzani G(2), Afshari G(4).

Author information:

(1)Health Research Institute, Diabetes Research Center, Department of Physiology,

Ahvaz Jundishapur University of Medical Sciences, Ahvaz, Iran. (2)Department of

Physiology, Student Research Committee of Ahvaz Jundishapur University of Medical

Sciences, Ahvaz, Iran. (3)Cell and Molecular Research Center, Department of

Anatomical Sciences, Faculty of Medicine, Ahvaz Jundishapur University of Medical

Sciences, Ahvaz, Iran. (4)Golestan Hospital Clinical Research Development Unit,

Ahvaz Jundishapur University of Medical Sciences, Ahvaz, Iran.

OBJETIVO: El presente estudio fue llevado a cabo para evaluar el efecto perjudicial o beneficioso del ácido betulínico (BA) en el sistema reproductor en un entono diabético.

MATERIAL Y MÉTODOS: En este estudio experimental, 60 ratas macho Naval Medical Research Institute (20∼25 g) fueron aleatorizadas y divididas en 6 grupos: control, control, diabetes, Diabetes + BA (10, 20, y 40 mg/kg), y diabetes + metformina (200 mg/kg). Un modelo de diabetes fue inducido mediante una inyección única de estreptozotocina (STZ) (65 mg/kg) administrada intraperitonealmente  15 minutos antes de la administración de

nicotinamida (NA) (120 mg/kg). BA y metformina fueron administradas durante dos semanas tras la confirmación de la inducción de diabetes en los grupos de tratamiento. Un día tras la administración del último tratamiento, se evaluaron los niveles de hormona luteinizante (LH), hormona folículo estimulante (FSH) y testosterona. La cauda epididimis y los testículos fueron extirpados y se analizó el recuento espermático y la anatomía patológica.

RESULTADOS: Los niveles de LH aumentaron en las ratas diabéticas (p<0.001) y diabéticas tratadas con BA (p=0.009). Los niveles de testosterona (p< 0.001) y el recuento espermático (p=0.04) descendieron en estos grupos comparados con los grupos controles. Además, la administración de 10 mg/kg (p=0.001), 20 mg/kg (p=0.004), o 40 mg/kg (p<0.001) de BA conllevaron una mayor reducción en los niveles plasmáticos de testosterona comparados con el grupo diabetes. El número de vacuolas en los túbulos seminíferos aumentó en las ratas diabéticas y diabéticas tratadas con DA, pero la morfología testicular y el nivel de FSH revelaron la ausencia de diferencias entre grupos.

CONCLUSIONES: STZ-NA puede inducir alteraciones diabéticas en el sistema reproductor y la administración de BA en ratas diabéticas tratadas acarrea un peor resultado.

DOI: 10.5534/wjmh.2016.34.3.209

PMID: 28053951  [PubMed - in process]

Eduard García-Cruz

Urólogo. FECSM

Urología y Salud del Hombre

Servicio de Urología

Hospital Clínic de Barcelona

www.reisho.com

J Clin Endocrinol Metab. 2016 Dec 15:jc20163008. [Epub ahead of print]

Bøllehuus Hansen L(1,)(2,)(3), Rehfeld A(1,)(2,)(4), de Neergaard R(1,)(2),

Nielsen JE(1,)(2), Iversen LH(5), Boisen IM(1,)(2,)(3), Mortensen LJ(1,)(2,)(3),

Lanske B(3), Almstrup K(1,)(2), Carlsen E(5), Berg AH(6), Jørgensen N(1),

Andersen AN(5), Juul A(1,)(2), Blomberg Jensen M(1,)(2,)(3).

Author information:

(1)a Department of Growth and Reproduction, Rigshospitalet, University of

Copenhagen, Denmark. (2)b International Research and Research Training Centre in

Endocrine Disruption of Male Reproduction and Child Health (EDMaRC),

Rigshospitalet, University of Copenhagen, Denmark. (3)c Division of Bone and

Mineral Research, Harvard School of Dental Medicine, Boston MA, US. (4)d

Department of Cellular and Molecular Medicine, Faculty of Health Sciences,

University of Copenhagen, Denmark. (5)e Fertility Clinic, Rigshospitalet,

University of Copenhagen, Denmark. (6)f Department of Pathology, Beth Israel

Deaconess Medical Center and Harvard Medical School, Boston, MA, US.

CONTEXTO: El receptor de Vitamina D (VDR) y las enzimas implicadas en su activación (CYP2R1, CYP27B1) e inactivación (CYP24A1) se expresan en ovarios, testículos y espermatozoides.

OBJETIVO: Determinar la respuesta a 1,25-dihidroxi vitamina D (1,25(OH)2D3) en espermatozoides de hombres controles y hombres infértiles, identificar su exposición y cómo 1,25(OH)2D3 afecta a la función seminal.

DISEÑO: La expresión de espermatozoides de VDR, CYP2R1, CYP27B1, y CYP24A1 se analizó en hombres controles y hombres infértiles.  Se determinó la concentración sérica, la concentración en líquido seminal, secreciones cervicales y líquido folicular ovárico de 25-hydroxi vitamina D (25-OHD), 24,25-dihidroxi vitamina D (24,25(OH)2D3), y 1,25(OH)2D3. En espermatozoides se analizó el 1,25(OH)2D3.

ENTORNO: Centro terciario de fertilidad.

PARTICIPANTES: La expresión de proteínas en espermatozoides y análisis de la calidad seminal se llevó a cabo en 230 hombres infértiles y 114 controles. Los metabolitos de la Vit D se determinaron en fluidos de 245 hombres y 13 mujeres, mientras se emplearon 74 oocitos y 17 muestras de semen de donante para los tests de función seminal.

PRINCIPALES MEDIDAS: Expresión de VDR y CYP24A1 en fluido espermático, concentraciones de 25-OHD, 24,25(OH)2D3 and 1,25(OH)2D3, efectos sobre la concentración de calcio intracelular inducido por 1,25(OH)2D3, y unión esperma-oocito in vitro.

RESULTDOS: VDR y CYP24A1 se expresaron en más del doble en los espermatozoides de hombres controles comparados con hombres sanos (p<0.01). Las concentraciones de 25-OHD, 24,25(OH)2D y 1,25(OH)2D3 fueron indetectables en fluido seminal pero fueron elevadas en fluido ovárico folicular. Las concentraciones foliculares de 1,25(OH)2D3 indujeron un modesto incremento de calcio intracelular y de la unión esperma-oocito in vitro (p<0.05).

CONCLUSION: La presencia de VDF y CYP24A1 principalmente en los espermatozoides de alta calidad apunta a que el 1,25(OH)2D3 disponible en el tracto reproductivo femenino podría promocionar la selección de los mejores gametos para la fertilización.

DOI: 10.1210/jc.2016-3008

PMID: 27977320  [PubMed - as supplied by publisher]

Comentario: un nuevo ejemplo de la importancia de la vitamina D en la andrología. Esta molécula parece estar implicada de manera capital en distintas entidades de la andrología y merecerá en el futuro más atención.

Eduard García-Cruz

Urólogo. FECSM

Urología y Salud del Hombre

Servicio de Urología

Hospital Clínic de Barcelona

www.reisho.com

BJU 2016, Dic; 118(6): 994-1000

Chandrapal JC1, Nielson S2, Patel DP1, Zhang C3, Presson AP3, Brant WO1, Myers JB1, Hotaling JM1

1Division of Urology, University of Utah, Salt Lake City, UT, USA.2University of Utah School of Medicine, University of Utah, Salt Lake City, UT, USA.3Division of Epidemiology and Biostatistics, University of Utah, Salt Lake City, UT, USA

OBJETIVO:

Determinar el perfil de seguridad del citrato de clomifeno (CC) en hombres tratados por hipogonadismo o infertilidad midiendo el antígeno prostático específico (PSA), el hematocrito (Hct) y los niveles de testosterona.

PACIENTES Y MÉTODOS:

Se identificaron pacientes que se presentaron en nuestra institución para tratamiento de infertilidad masculina y / o sintomática entre septiembre de 2013 y abril de 2016. Fueron introducidos en dos grupos según administración de CC 50 mg todos los días o en días alternos. Se excluyeron los pacientes con tratamientos de testosterona exógena documentada, gonadotropina coriónica humana o uso de anastrozol en las 2 semanas previas a la evaluación inicial. Nuestros resultados iniciales fueron los efectos de CC sobre el PSA, Hct y los niveles totales de testosterona evaluados a los 3, 6, 9 o 12 meses de seguimiento. Los resultados se promediaron entre los pacientes a lo largo de las visitas y se resumieron por media, mediana, rango, desviación estándar (DE) y el intervalo de confianza (IC) del 95% para la media.

RESULTADOS:

Un total de 77 pacientes habían registrado valores de PSA, Hct y / o testosterona. La edad media y el índice de masa corporal fueron de 34 (6, 22-51) años y 31 (6, 22-52) kg/m2, respectivamente. La media (SD) de seguimiento fue de 358 (29) días. Dentro de este grupo, la concentración de CC se cambió en 24 pacientes (31%) y se interrumpió en 24 pacientes (31%). La mediana (rango) de duración de la terapia CC antes de la interrupción fue de 127 (44-161) días. El uso de CC aumentó significativamente los niveles de testosterona total media y biodisponible en 200 ng/dL y 126 ng/dL, respectivamente (P <0,001). Este aumento en la testosterona tuvo efectos clínicos significativos con mejoras en la puntuación de los cuestionarios de pacientes con deficiencia de andrógenos en el envejecimiento (P <0,01), pero no en los resultados de los inventarios de salud sexual de los hombres. CC no tuvo ningún efecto sobre los niveles medios de PSA (1 ng / dL, IC 95% 0,8-1,1) o Hct (49%, 95% CI 41-53), que estaban dentro de los rangos normales.

CONCLUSIONES:

A medida que más hombres utilizan CC para infertilidad o hipogonadismo, la caracterización del perfil del efecto de seguridad se hace más importante. Nuestro estudio encontró que CC aumentó significativamente los niveles de testosterona sin cambiar los valores de PSA o Hct. Debido a que la respuesta bioquímica a CC puede variar, sugerimos programar la evaluación de laboratorio a intervalos regulares. Sin embargo, la evaluación rutinaria de PSA y Hct puede no ser necesaria.

Comentario editorial: Como en otros artículos comentados en newsletters anteriores, el CC debe ser tenido en cuenta en pacientes infértiles en los que los niveles de testosterona son deficientes y que, como ya conocemos, está totalmente contraindicado el uso de testosterona exógena.

Carlos Balmori Boticario

Urólogo. FECSM

Responsable Sección Urología y Medicina Sexual y Reproductiva

Centros: Hospital Nª Sra. del Rosario. IVI Madrid

cbalmori@unidadmedicinasexual.com

www.unidadmedicinasexual.com

Fertil Steril 2016, Dec; 106(7): 1666-1672

Huijgen NA1, Ridder MA2, Verhamme KM2, Dohle GR3, Vanrolleghem AM2, Sturkenboom MC4, Laven JS5, Steegers-Theunissen RP6

1Department of Obstetrics and Gynaecology, Erasmus MC, University Medical Centre, Rotterdam, the Netherlands.2Department of Medical Informatics, Erasmus MC, University Medical Centre, Rotterdam, the Netherlands.3Department of Urology, Erasmus MC, University Medical Centre, Rotterdam, the Netherlands.4Department of Medical Informatics, Erasmus MC, University Medical Centre, Rotterdam, the Netherlands; Department of Epidemiology, Erasmus MC, University Medical Centre, Rotterdam, the Netherlands.5Department of Obstetrics and Gynaecology, Division of Reproductive Medicine, Erasmus MC, University Medical Centre, Rotterdam, the Netherlands.6Department of Obstetrics and Gynaecology, Erasmus MC, University Medical Centre, Rotterdam, the Netherlands; Department of Pediatrics, Division of Neonatology, Erasmus MC, University Medical Centre, Rotterdam, the Netherlands.

OBJETIVO:

Determinar las asociaciones entre el uso de inhibidores de la bomba de protones (IBP) y los parámetros del semen en hombres jóvenes de parejas que están planeando el embarazo.

DISEÑO:

Estudio caso-control de un registro poblacional.

AJUSTE:

No aplica.

PACIENTE (S):

Pacientes de medicina general que incluían 2.473 hombres de parejas que planeaban embarazarse con un análisis de semen registrado: 241 con un recuento de espermatozoides total bajo (TMSC ≤1) y 714 con TMSC> 1 como controles emparejados.

INTERVENCIÓN (S):

Ninguna.

LAS PRINCIPALES MEDIDAS:

Exposición a IBP; Dosis de IBP.

RESULTADO (S):

El estudio de los datos de 1996 a 2013 de la base de datos integrada de información de atención primaria en los Países Bajos, que incorpora los registros médicos de 1,5 millones de pacientes de 720 médicos generalistas, encontró que el uso de IBP en el período entre 12 y 6 meses antes del semen Se asoció con un riesgo tres veces mayor de TMSC bajo (odds ratio 2,96; intervalo de confianza del 95%: 1,26-6,97) ajustado para la edad y otros medicamentos. El uso de IBP durante los 6 meses inmediatamente antes del análisis de semen no se asoció de manera estadísticamente significativa con TMSC bajo.

CONCLUSIÓN (S):

El uso de IBP en el período de 12 a 6 meses antes del análisis del semen se asocia con un riesgo tres veces mayor de TMSC bajo, lo que sugiere que un aumento a largo plazo en el pH gástrico da lugar a una disminución de la calidad espermática. Este hallazgo enfatiza la necesidad de más investigación y asesoramiento preconcepcional sobre los efectos potenciales del uso de medicamentos en la calidad del semen.

Comentario editorial: Fármacos tan comunes como el omeprazol puede tener un efecto deletéreo sobre la calidad seminal. Hay que conocer e investigar más sobre el efecto de los medicamentos sobre la calidad seminal y su capacidad de fertilidad.

Carlos Balmori Boticario

Urólogo. FECSM

Responsable Sección Urología y Medicina Sexual y Reproductiva

Centros: Hospital Nª Sra. del Rosario. IVI Madrid

cbalmori@unidadmedicinasexual.com

www.unidadmedicinasexual.com

Fertil Steril 2016, Nov; 106(6): 1338-1343

Will Kirby EW, Wiener LE, Rajanahally S, Crowell K, Coward RM

1Department of Urology, UNC Gillings School of Global Public Health, University of North Carolina (UNC) School of Medicine, Chapel Hill, North Carolina.2Department of Biostatistics, UNC Gillings School of Global Public Health, University of North Carolina (UNC) School of Medicine, Chapel Hill, North Carolina.3Department of Urology, University of Washington, Seattle, Washington.4UNC Health Sciences Library, University of North Carolina (UNC) School of Medicine, Chapel Hill, North Carolina.5Department of Urology, UNC Gillings School of Global Public Health, University of North Carolina (UNC) School of Medicine, Chapel Hill, North Carolina; UNC Fertility, Raleigh, North Carolina.

OBJETIVO:

Evaluar cómo la reparación de varicocele (VR) afecta el embarazo (PR) y las tasas de nacidos vivos en parejas infértiles sometidas a reproducción asistida en las que la pareja masculina tiene oligospermia o azoospermia y antecedentes de varicocele.

DISEÑO:

Revisión sistemática y meta-análisis.

AJUSTE:

No aplica.

PACIENTE (S):

Varones azoospermicos y oligospermicos con varicoceles y en parejas sometidas a las técnicas de reproducción asistida (TRA) con IAH, FIV, o extracción de espermatozoides testicular (TESE) con FIV e inyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI).

INTERVENCIÓN (S):

Medición de PRs, nacidos vivos, y tasas de extracción de esperma.

LAS PRINCIPALES MEDIDAS:

Odds ratios para el impacto de la RV en PRs, nacidos vivos y tasas de extracción de espermatozoides para parejas sometidas a TRA.

RESULTADO (S):

Se incluyeron siete artículos con un total de 1.241 pacientes. El metaanálisis demostró que la VR mejoró las tasas de nacidos vivos para los grupos oligospermicos (odds ratio [OR] = 1.699) y combinados oligospermicos / azoospermicos (OR = 1.761). Las tasas de embarazo fueron mayores en el grupo azoospérmico (OR = 2,336) y en los grupos oligospermicos / azoospermicos combinados (OR = 1,760). Las tasas de nacimientos vivos fueron más altas en los pacientes sometidos a IAH después de la VR (OR = 8.360). Las tasas de recuperación de espermatozoides fueron más altas en hombres persistentemente azoospérmicos después de VR (OR = 2,509).

 

CONCLUSIÓN (S):

Los pacientes oligospermicos y azoospermicos con varicocele clínico que experimentan experiencia de VR mejoraron las tasas de nacidos vivos y PR con FIV o FIV / ICSI. Para los hombres persistentemente azoospérmicos después de VR que requieren TESE para FIV / ICSI, VR mejora las tasas de recuperación de espermatozoides. Por lo tanto, se debe considerar que la VR tiene beneficios sustanciales para las parejas con un varicocele clínico, incluso si la oligospermia o azoospermia persiste después de la reparación y se requiere ART.

Comentario editorial: Revisión interesante para recomendar a las parejas la intervención del varicocele con objeto de mejorar sus posibilidades reproductivas. No obstante, siempre hay que valorar los datos de la pareja en conjunto antes de ofrecer esta intervención.

Carlos Balmori Boticario

Urólogo. FECSM

Responsable Sección Urología y Medicina Sexual y Reproductiva

Centros: Hospital Nª Sra. del Rosario. IVI Madrid

cbalmori@unidadmedicinasexual.com

www.unidadmedicinasexual.com

Fertil Steril 2016;106:1076–82.

Ventimiglia E1, Capogrosso P1, Boeri L2, Ippolito S2, Scano R2, Moschini M2, Gandaglia G1, Papaleo E3, Montorsi F1, Salonia A4

1Division of Experimental Oncology/Unit of Urology, Urological Research Institute, Istituto di Ricerca e Cura a Carattere Scientifico Ospedale San Raffaele, Milan, Italy; Università Vita-Salute San Raffaele, Milan, Italy.2Division of Experimental Oncology/Unit of Urology, Urological Research Institute, Istituto di Ricerca e Cura a Carattere Scientifico Ospedale San Raffaele, Milan, Italy.3Infertility Unit, Unit of Obstetrics/Gynecology, Istituto di Ricerca e Cura a Carattere Scientifico Ospedale San Raffaele, Milan, Italy.4Division of Experimental Oncology/Unit of Urology, Urological Research Institute, Istituto di Ricerca e Cura a Carattere Scientifico Ospedale San Raffaele, Milan, Italy; Università Vita-Salute San Raffaele, Milan, Italy.

OBJETIVO:

Validar retrospectivamente las directrices / recomendaciones de la Sociedad Americana de Medicina Reproductiva (ASRM) sobre la evaluación endocrina en una cohorte de hombres blancos europeos que se presentan por infertilidad de la pareja.

DISEÑO:

Estudio retrospectivo.

CONTEXTO:

Clínica Universitaria de Medicina Reproductiva Ambulatoria.

PACIENTE (S):

Cohorte de 1.056 hombres infértiles consecutivos (parejas infértiles no interraciales).

INTERVENCIÓN (S):

Se evaluó el volumen testicular con un orquidómetro de Prader. Se midieron las hormonas séricas (8-10 a.m.) en todos los casos. El hipogonadismo se definió como T total <3 ng / mL, según lo definido por la Sociedad de Endocrinología. Los valores del análisis del semen se evaluaron sobre la base de los criterios de referencia de la Organización Mundial de la Salud de 2010.

PRINCIPALES MEDIDAS:

Para predecir el hipogonadismo en nuestra cohorte se utilizaron las indicaciones de ASRM para la evaluación endocrina en hombres infértiles (concentración espermática <10 millones / mL, función sexual alterada y otros hallazgos clínicos sugestivos de endocrinopatía específica). Además, se desarrolló un nomograma de tres ítems clínicamente fácil de usar para predecir el hipogonadismo y compararlo con la evaluación de las guías de ASRM.

RESULTADO (S):

Se diagnosticó hipogonadismo bioquímico en 156 hombres (14,8%). En total, 669 (63,4%) pacientes habrían requerido una evaluación T total de acuerdo con los criterios ASRM; de estos, sólo 119 (17,8%) fueron hipogonádico según los criterios de clasificación de la Sociedad de Endocrinología. En contraste, 37 (23,7%) de los 156 pacientes con hipogonadismo bioquímico habrían sido pasados por alto. La precisión predictiva general, la sensibilidad y la especificidad de las guías ASRM fueron 58%, 76% y 39%, respectivamente. Nuestro nomograma no fue lo suficientemente confiable para predecir el hipogonadismo, a pesar de demostrar una precisión predictiva significativamente mayor (68%) que las directrices ASRM.

CONCLUSIÓN (S):

Los hallazgos actuales demuestran que las directrices / recomendaciones de ASRM para el estudio de la infertilidad masculina pueden no ser adecuadas para su uso en varones masculinos blancos infértiles.

Comentario editorial: Según el estudio habría que tener en cuenta las diferencias interraciales a la hora de hacer una valoración del paciente infértil. Surge en el tema de la infertilidad la duda, al igual que en el hipogonadismo de inicio tardío si los valores aislados de testosterona en niveles bajos son susceptibles de tratar para mejorar la fertilidad o si es necesario que los demás síntomas del déficit de testosterona sean visibles.

Carlos Balmori Boticario

Urólogo. FECSM

Responsable Sección Urología y Medicina Sexual y Reproductiva

Centros: Hospital Nª Sra. del Rosario. IVI Madrid

cbalmori@unidadmedicinasexual.com

www.unidadmedicinasexual.com